EL REMO: SACRIFICIO, COMPROMISO PERO SOBRETODO MUCHA PASIÓN (1º Parte)

Escribiendo este artículo me topé con un hermoso texto que aunque no se conoce su autor, estoy convencida que tiene que ser un remero. Leyéndolo me di cuenta que nada que pudiese escribir podía explicar mejor lo que siente, piensa y vive un deportista del remo. Aquí os dejo este maravilloso texto:

“El deporte del remo es de aquellos muchachos enigmáticos, surgidos de la fuerza de la nación, los más perfectos y armoniosos, dedicados a un deporte que no admite deficiencias.

¿Cómo son los remeros? Es fácil saberlo: Son atletas que tienen espaldas fornidas y el pulso cortado por la Madera de los remos. La pesada fatiga de horas y horas con los mismos no los asusta. Son muchachos simples, acostumbrados a no fumar, evitar desarreglos y a levantarse temprano durante gran parte de su vida atlética. Son los hermanos del agua, pobres, porque el remo no da dinero y a menudo tampoco la satisfacción de una nota de diarios o revistas, ni el aplauso de un multitud distraída por otros deportes; son muchachos que han elegido la oscura fatiga deportiva sin ostentación de las divas, pidiendo en cambio la maravillosa e incomparable satisfacción de cinco o seis regatas al año. Para ellos pocos minutos de emoción rematan centenares de horas de fatiga durante los entrenamientos con el crudo frío del invierno o en los asfixiantes días de verano.

Cada remero se acostumbra a vivir y pensar igual que sus compañeros; el resfrío de uno es el resfrío de todos. Si uno no es feliz los otros se sentirán un poco infelices. Si uno no está en forma o está enfermo, todo el esfuerzo de un año puede perderse, pues cada bote tiene su ritmo propio, su secreto, por los que los delicados engranajes no pueden ser reemplazados.

Es una incomparable leyenda de sacrificios, solicitud y solidaridad mutua la de aquellos remeros que la gente escucha y ve sin gana alguna. Los remeros saben ésto, pero no les interesa conseguir un público o platea.

Saben también que para las regatas solo irán a verlos por unas horas y se olvidarán de ellos hasta otra ocasión similar, pero a ellos eso les basta, pues no han elegido torcerse sobre los remos o llorar de cansancio por el aplauso de los profanos que quizás nunca comprenderán sus regatas y sus esfuerzos. Les es suficiente una mirada a los adversarios, una palabra de elogio, un triunfo, una derrota ganada, una medalla para ponerla en un marco de recuerdo (quizás junto a un recorte de diario que los nombra) o tan solo la amistad de cuatro muchachos que luchan juntos en las victorias o en las derrotas por igual.

No se dan los remeros a los remos para ganar dinero o para ser astros del deporte, ellos se dan porque sí. Pareciera que hay una fuerza oculta que insta a entrenar. Sus remos y el brillo del agua son sus compañeros de vida.

Alrededor de los botes reina el impenetrable silencio de su ambiente. Los amigos del remo son discretos y tranquilos, habitualmente de pocas palabras, con disciplina atlética que se aleja de la confusión de la sociedad, eligiendo el ángulo más tranquilo de la ciudad donde el lago o el río es ocupado por ellos.

A una hora de la largada llegan los periodistas y preguntan: ¿Cómo andan? y ellos contestan: Creo que bien. En realidad nada hay que decirles a estos hombres de que el clima no es benigno, que el viaje fue largo y cansador o que la suerte en el agua es siempre diversa.

Finalmente, cuando ha pasado ya todo, el ruido del gentío que aplaude y grita es lejano, ellos empuñarán nuevamente, con infinita dulzura los remos y volverán a los solitarios y hermosos crepúsculos de entrenamiento donde solo el solemne gritar de los timoneles y el rítmico golpear de las palas en el agua rompe el silencio.”

Autor anónimo

Audry Fernández del colectivo L’Atelier Sudaka
+info: Esta dirección electrónica esta protegida contra spambots. Es necesario activar Javascript para visualizarla

 

 

 

 

Escribir un comentario

     


Código de seguridad
Refescar


La guía Barcelona Viva, nace por iniciativa de 021Studio de crear un medio impreso y digital, donde reunir artículos y empresas vinculadas a la vida sana y natural.